La enfermedad periodontal o periodontitis es una infección de los tejidos que soportan los dientes (coloquialmente se llama “piorrea”).

La placa bacteriana se acumula entre los dientes y esto daña a los tejidos y a los dientes, creando a la pérdida de soporte de los mismos.

bacterias

En etapas avanzadas, la enfermedad periodontal puede provocar dolor y sangrado en las encías, movilidad de los dientes e incluso su pérdida.

 

 

 

La gingivitis o inflamación de las encías generalmente precede a la periodontitis.

Aunque no todas las gingivitis progresan a periodontitis, es conveniente, acudir o consultar a la minima señal.

En la etapa inicial de la gingivitis, las encías están inflamadas y sangran fácilmente durante el cepillado dental.

Los principales síntomas de la periodontitis;

  • Halitosis o mal aliento
  • Encías rojas o inflamadas
  • Sangrado de encías
  • Dolor a la masticación
  • Sensibilidad de los dientes
  • Movilidad de los dientes
  • Retracción de las encías

El tratamiento, dependerá del grado de afección de soporte del diente, lo más importante es aprender y mantener una correcta higiene bucodental.

Se ha demostrado en estudios que las bacterias que provocan la periodontitis, aumenta la probabilidad de cáncer de esófago ( estudio llevado a cabo por investigadores del Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York -EE.UU. ).

La periodontitis provoca hipertensión ( estudio llevado a cabo por investigadores del Instituto Dental Eastman del Colegio Universitario de Londres -Reino Unido)

Hay que mantener un estilo de vida saludable y una buena higiene oral.

Abrir chat

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar